fbpx

IVERMECTINA NO es tratamiento PREVENTIVO para infección por COVID 19

En el contexto actual, donde hacemos frente a la pandemia del COVID-19, (enfermedad infecciosa causada por el coronavirus SARS-COV-2 que inició en Wuhan – China y que actualmente afecta a muchos países a nivel mundial) se han llevado a cabo numerosos estudios de investigación tanto in-vitro como in-vivo en el intento por encontrar tratamientos que ayuden a las personas infectadas a sobrellevar y combatir la enfermedad.

IVERMECTINA NO es tratamiento PREVENTIVO para infección por COVID 19

De acuerdo con la OMS, se ha observado que el COVID-19 tiene ciertos síntomas más habituales y que se presentan entre el 2do al 14to día después de la exposición al virus. Estos síntomas son la fiebre, tos seca, dolor de garganta, escalofríos, dificultad para respirar, dolor muscular, pérdida del sentido del gusto o del olfato. Otros, como síntomas gastrointestinales (diarrea, náuseas, vómitos), conjuntivitis, erupciones cutáneas o cambio en el color de los dedos de las manos o pies también se han encontrado asociados al COVID-19 pero de forma menos frecuente e intensa.

De acuerdo con lo observado a nivel internacional por la Organización Mundial de la Salud (2020), alrededor del 80% de las personas enfermas se recuperan sin requerir tratamiento hospitalario; alrededor del 20% de personas con COVID-19 experimentan un cuadro grave con dificultad para respirar, siendo este grupo conformado por personas mayores, personas hipertensas, personas con problemas cardíacos o pulmonares, personas diabéticas o personas con cáncer. Esto, sin embargo, no exime que una persona sin ningún factor de riesgo pueda presentar un cuadro grave de COVID-19.

Para Mike Bray, Craig Rayner, François Noël, David Jans, KylieWagstaff (2020) En estudios in-vitro e in-vivo observaron que la Ivermectina, pese a ser un agente antiparasitario de amplio espectro, tiene un efecto antiviral contra un gran rango de virus de RNA de cadena única (como el dengue o fiebre amarilla), al inhibir su replicación en modelos in-vitro

En el estudio se ha observado que la Ivermectina es un inhibidor del virus SARS-CoV-2. En un estudio in-vitro Ivermectina fue adicionada a células Vero-hSLAM infectadas por 2 horas con SARS-CoV-2 y se observe que produjo la reducción en 5000 veces el ARN viral a las 48horas de adicionado.

Según el Instituto de Evaluación de Tecnologías en Salud e Investigación de Essalud (2020) el uso de Ivermectina tendría una acción antiviral observada in-vitro y con una simple dosis podría controlar la replicación viral dentro de las 24-48hs surtiendo como un inmunomodulador al controlar la respuesta inmune desordenada ante el virus SARS CoV-2.

ESTUDIO CIENTIFICO

El tipo de muestreo utilizado fue no probabilístico, cuya cantidad fue de 63 pacientes sintomáticos altamente sospechosos de padecer COVID 19 (PSASPC), a quienes en su calidad de pacientes en la etapa I y II de esta enfermedad se les suministró de forma inmediata una dosis de 200 microgramos de Ivermectina de acuerdo con el peso durante 48 horas.

Esta intervención fue mediante teleconsultas, a todos ellos se le hizo una evaluación, para ello se empleó como técnica de recolección la encuesta y el instrumento fue una encuesta con preguntas dicotómicas para el diagnóstico de los pacientes en la etapa inicial a tratamiento, muchos de ellos manifestaron que la mayoría presentaban síntomas de fiebre, dolor de garganta, dolor de espalda, tos, malestar general, dificultad respiratoria, diarrea, dolor articular, dolor abdominal, dolor muscular, congestión nasal, confusión, nauseas y vómito.

Actualmente, estos pacientes presentaban comorbilidad de sobre peso, enfermedad respiratoria crónica, hipertensión arterial, artrosis, diabetes y gastritis.

RESULTADOS

Que posterior al suministro de Ivermectina al paciente durante la fase I Y II, los síntomas disminuyen significativamente a las 24 horas los pacientes referían que ya no sentían fiebre, a las 48 horas recuperaban el olfato y superaban los malestares, mientras que el cuarto y quinto día permanecía la tos y dolores musculares.

CONCLUSIONES

Se ha demostrado estadísticamente que existe una relación positiva entre el suministro de Ivermectina con la modificación de la evolución del virus del Covid19 en pacientes durante la fase I y II que por la coyuntura social de colapso de los sistemas de salud se encontraban en situación prehospitalaria. Por tanto, se le debe considerar como un aliado terapéutico.

El uso compasivo de este fármaco inmediatamente a la detección y/o aparición de síntomas de Covid 19 con prescripción médica evita que el paciente llegue a la fase III de la enfermedad, reduciendo significativamente la tasa de complicaciones.

En este tiempo de pandemia es importante implementar y/o fortalecer los sistemas de teleconsultas para validar un proceso de interrogación o triaje a distancia durante el proceso de diagnóstico y monitoreo de la evolución extrahospitalaria de pacientes Covid 19, hecho que permitirá disponer de la información real de la situación del estado de salud y suministrar el fármaco para la lograr modificar positivamente la evolución tórpida de la enfermedad.

La distribución masiva de este fármaco con receta médica debe ser considerada como una estrategia de salud pública que deben aplicar los establecimientos primera línea con el fin de evitar la superpoblación y colapso del sistema de salud nacional.

El uso debe ser solo cuando hay síntomas leves, mas no utilizar como método de prevención, porque no hay estudios que demuestren que funciona como un fármaco que evita tener la enfermedad.